domingo, 5 de agosto de 2012

Se murió Chavela

Se murió Chavela Vargas, cansada, cansadísima, apenas le dio tiempo regresar a México después de que la muerte le coqueteó en su último viaje a España; cansada, cansadísima se murió Chavela, pero se murió viviendo intensamente, hablando con los seres terrenales y divinos que la acompañaron siempre, evocando sus historias turbulentas, sus amigos celebérrimos y también las pequeñas cosas de la vida, porque Chavela no hacía demasiados distingos entre lo sublime y lo esencial; se murió Chavela Vargas, cantante de hondas entrañas, amarga y sentimental, valiente y desafiante siempre; desde que comenzó a cantar hizo historia, dejó a un lado a los mariachis y entonó los corridos con una pasión desnuda, sin fanfarrias, pura y dura pasión, desgarradora pasión, canto desde el corazón y desde la tierra.

Foto: Santos Cirilo

1 comentario:

  1. Y con ella se murieron muchos sueños... Precioso tu post... Chavela sonreiría al leerlo.

    ResponderEliminar